Ayuntamiento de Fuenmayor

La ermita del Carmen (siglo XVIII), situada a un par de kilómetros del pueblo en la carretera de la Estación, es muy venerada por los fuenmayorenses.
En su interior, además de la hornacina con la imagen de la Virgen se pueden ver dos figuras en piedra que representan a los padres de la Virgen, San Joaquín y Santa Ana, que parece ser fueron realizadas por un artista del pueblo de nombre Trifón.
En la sacristía hay una Virgen del Carmen barroca, repintada, de mediados del XVIII y Crucifijos del XVII.
La Procesión de la Virgen del Carmen, que cada 16 de julio lleva a la Virgen de regreso de la iglesia en donde se le ha rezado la novena hasta su ermita, es una tradcición muy arraigada entre las mujeres de Fuenmayor.
Pero además de su valor artístico y religioso, la ermita es un frecuentado lugar de paseo rodeada de un pequeño parque con bancos y setos que ha hecho de la antigua huerta de la ermita una agradable zona recreativa.
   

Galería de fotos